17 ene. 2011

“Y cada noche mando besos a mi almohada, me imagino que es tu espalda y me enveneno porque sé que estás viajando en otra barca y con otras ilusiones…”

dormir2