31 oct. 2015

Don Juan Tenorio. No te olvidamos.

 

“Tu presencia me enajena,
tus palabras me alucinan,
y tus ojos me fascinan,
y tu aliento me envenena.
¡Don Juan! ¡Don Juan!, yo lo imploro
de tu hidalga compasión:
o arráncame el corazón,
o ámame porque te adoro.”

22

Declaración de Don Juan Tenorio a Doña Inés. Acto IV. Escena III.